Blog

¿Juegos de mesa? ¿Se puede aprender con ellos?

¿Se puede aprender jugando? La respuesta es claramente sí. Aprender jugando es posible, de hecho, es un objetivo para muchísimos centros y docentes. Asistir a clase, estudiar, repasar, hacer los deberes son los quehaceres más asiduos en cualquier estudiante, pero por qué no incluir los juegos de mesa. A los niños seguro que les suena bien y, además, tiene innumerables beneficios para todos los miembros del sector educativo.

Los beneficios de aprender con juegos de mesa

Como os comentábamos, aprender de otra forma es viable. En Libera-T hoy queremos contaros que se puede aprender introduciendo los juegos de mesa en los colegios. A continuación, enumeramos tan solo algunos de los beneficios de este tipo de acciones:

  • Diversión: los niños se divierten jugando. Interactuar a través de un juego con padres, profesores u otros alumnos siempre será mucho más divertido que una lección tradicional.
  • Aprender: el leit motiv de este post, ‘aprender jugando’. Existen juegos de mesa de mil y una temáticas diferentes por lo que aprenderán desde lenguaje no verbal, a matemáticas e incluso el cuerpo humano.
  • Atención: seguir las reglas del juego, los turnos, así como el desarrollo de la partida hace que los niños estén atentos mejorando así su concentración.
  • Juego en equipo: muchos de estos juegos de mesa son en grupos por lo que aprenderán a desenvolver en conjunto, aprendiendo a compartir y trabajar en equipo.
  • Autoestima: en los juegos de mesa cualquiera puede ganar por lo que una pequeña victoria en cualquier juego es una gran victoria para los más pequeños.

3 juegos de mesa para utilizar en clase

Os hemos contado cuáles son algunos de los beneficios de instaurar parte del aprendizaje a través de los juegos de mesa. Ahora, os dejamos tres juegos de mesa que consideramos esenciales para el desarrollo y aprendizaje de conocimientos por parte de los más pequeños.

  • Story Cubes: pon a prueba el ingenio en clase o en familia. Se trata de juego sencillo, compuesto por dados. Hay que lanzar los dados y contar una historia con las imágenes que aparecen en ellos. Gracias a Story Cubes pueden desarrollar la creatividad, la imaginación, así como la expresión oral.
  • ¿Quién es quién?: este mítico juego de mesa consiste en averiguar el personaje que posee tu adversario. Mediante preguntas y respuestas deberás eliminar al resto de personajes para adivinar y ganar el juego. Este juego ayuda a los estudiantes a pensar y razonar para averiguar el personaje en el menor número de preguntas posibles.
  • Trivial Pursuit: podríamos decir que es uno de los juegos de mesa por excelencia. La mayoría de ediciones cuentan con dos tipos de tarjetas que varían en dificultad por lo que es perfecto para adultos y pequeños. Este divertido juego permite aprender en todo tipo de materias ya que la variedad de categorías y preguntas permite que todos amplíen conocimientos.

Hasta aquí por hoy. Ya sabéis aprender jugando también es posible.